dimecres, 25 de febrer de 2015

Tus Rarezas.

Tus rarezas son únicas, no las escondas, muéstramelas, quiero conocer hasta lo más oscuro de ti, las melodías que tengas en tu cabeza quiero que me hagas partícipe de ellas.

Quiero juntarme con el sudor que desprende tu sufrimiento y amoldarme a las cadenas que te atan a la vida.

Tus rarezas son sueños que algún día se cumplirán, lucha por ellas.

dimarts, 24 de febrer de 2015

Enviados para destruir.

Nombro al dios de la muerte, suponiendo que haya algún dios, lo nombro y grito su nombre, tengo mil preguntas que quisieran ser contestadas.

¿Qué le ha pasado a la humanidad?¿Y las ganas de vivir?¿Por qué nos han enviado aquí?

No somos nada a parte de un rebaño.

¿Nos han enviado para destruir?

Eres el único dios que puede ser honesto con esto, ya que no tienes que perder nada, ya estás muerto y miles de almas velan por tu oscuridad.

dijous, 12 de febrer de 2015

Desde mi ventana.

Desde mi ventana llueve, y escucho el sonido de la lluvia caer a los árboles y de los árboles al suelo, veo la lluvia, veo la niebla, tan espesa como este día, cae encima de las montañas como un manto de tristeza. Veo a ese perro correr mientras su dueño, helado de frío lo pasea, escucho las ojas moverse al ritmo de las gotas de agua que la golpean, forman un extraño sonido muy relajante,

Me hipnotiza ver las gotas resbalando por mi ventana, me quedaría mirándolas horas y horas, mientras escribo cosas sin sentido, porque es así, no tiene mucho sentido plasmar todo esto, la mujer que corre porque se le ha ido volando su sombrero por golpe de viento debe pensar lo mismo. Veo a las personas como algo monónoto y me gusta imaginarme sus vidas, sí, parece ser bastante deprimente no tener nada mejor que hacer, pero eso es todo lo que pienso cuando miro por mi ventana.

Muchos días hace sol, y la vista la verdad, no es que sea una maravilla, pero alegra la vista, las montañas verdes y los campos de naranjas dan algo de color, ver los coches pasar de pequeña fue un entretenimiento cuando no podía dormir, tenía miedo a la oscuridad, y fue de las primeras veces que dormía sola, ya que hasta los 10 años estuve durmiendo con mi madre o en la misma habitación, me voy por las ramas, decía que cuando tenía miedo, subía un poco la persiana y contaba los coches, no es que pasaran muchos, pero me mentalizaba en plan "¡Si cuento diez coches podré dormir bien!" y me lo creía, que ingenuos podemos ser de niños.

He visto amanecer desde mi ventana, muchos fueron amaneceres fugaces, en plan, buenas noches día, otros fueron bonitos a su manera y otros los recuerdo con mucho cariño. Eso sí, ver como el sol se alza por la playa es hermoso.

Somos hermosos.

dissabte, 7 de febrer de 2015

Esa vieja máquina de escribir.

Se que es una puta tontería, pero en este día quiero regalarte algo que tu mismo escribiste, supongo que comprenderás todo lo que quiero decir con esto, aunque no lo leas nunca.

Típico escritor,típica maquina de escribir de la marca Royal del siglo pasado,puro a estrenar en su boca,esquelética piel de porcelana,dedos incrustados en papel,lagrimas que un día fueron sentimientos en sus ojos rojos por su timidez hacia Morfeo y la suave seda de imaginación e inspiración en sueños que jamás fueron avistados por su mente retorcida. Una nublada mañana desapareció, nombraron a Samael como el autor, pero su propia alma fue autora de semejante crueldad no se debe contar,decir que fue mentira pero la mentira huirá mientras la verdad se esconda bajo las sombras de quien no puede hablar.





















Supongo que no hace falta decir nada más.